Crónicas de una adaptación amorosa

Acá estoy, en el banco de la plaza de enfrente del jardín donde acabo de dejarte. Siento mucho miedo de no estar haciéndolo bien, de estar haciendo lo mejor para vos. Elegimos el lugar que más nos gustó con papá, Sandra es la directora y es una mujer muy cálida muy amorosa en quien confiamos la compañía para vos en esta nueva etapa.
Hoy te quedaste llorando, enojado pidiéndome que me quede con vos. Y después d acompañarte un rato te mire y te dije que iba a volver a buscarte, que confíes en mi. Que estaría en ese banco de la plaza de enfrente, por si necesitabas que vaya antes. Lo miramos juntos.
Han sido muchos cambios, nos hemos mudado de país, de casa, de juegos. Estamos elaborando cómo podemos todo lo que estamos viviendo y estamos felices de todo lo que nos esta pasando acá ! Nos sentimos felices, aprendemos todos los días y todo todo esto que estamos viviendo es para crecimiento y para disfrutar y agradecer nuestras vidas hoy y todos los días

Una parte mía confía en lo que está haciendo, dejarte contenido, sostenido abrazado. Mostrándote que el mundo es enorme, qué hay muchas personas muy lindas en el, y que te espera un mundo de juegos, de amigos, de alegrias y también de desafíos inmensos.
Se me vienen a la cabeza tantas cosas leídas de”cómo es el jardín ideal” “ que cosas hay que hacer y cuales no”, como presiones, como varas que miden mi maternidad.
Me cuesta un huevo soltarte, son mis miedos, mis angustias. Tengo miedo de generarte inseguridad en mi, en nosotros.
Y también siento la certeza de que todas las crisis que pase en mi vida me han traído a ser quien soy, fortalecida, cambiada, crecida, transformada .
Es tan difícil ser mamá y no juzgarme todo el tiempo pensando lo estoy haciendo bien? Soy lo que esperas?
Solo se con mucha seguridad que todas las decisiones que tomamos con papá son desde el amor, y desde lo que creemos que es lo mejor. Hacemos lo que podemos y lo hacemos con todo nuestro amor.
Te deseo que este comienzo y esta nueva etapa te haga feliz, te dé alas ❤️ yo siempre voy a estar acompañándote, en el banquito de enfrente, aunque a veces no me veas.

Relato de una mamá a su pequeña hija.

Lic. Carolina Mora

Mail lic.carolinamora@gmail.com

Responder

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios .